27 enero, 2023

Perdónalos Señor

Camino de amargura es tu camino.
Camino de dolor.
Espinas en tus sienes.
Guijarros en tus pies.
Heridas en tu cuerpo atormentado.
En tu boca la hiel
y clavos en tus manos.
¡Cuanto pesa la Cruz!
¡Cuanto pesa el pecado!
A tus ojos divinos
los cierra el sufrimiento,
tu dolor es humano
y llegas al Calvario.
¡Perdonalos, Señor!
No saber: lo que hacen.
Perdóname, Señor.
Yo también he pecado.
Yo también cegué luz
a tus ojos divinos
Yo también te he clavado en esa Cruz.

Francisco García Morales
Semana Santa de 1958
Artículo anteriorVeraneando
Artículo siguienteAparición de la Virgen de la Cabeza

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

El precio de tu llamado

(Papa Francisco)

Amar

Erección canónica Hermandad Virgen del Rocío en el Rincón de la Victoria

Ver galería de fotos Fuente: Axarquía plus